Como actuaría la Fiscalía si finalmente se vota la DUI en Cataluña

La Fiscalía tiene previsto una querella contra  Puigdemont, Junqueras y los doce consellers del Govern por rebelión, o en todo caso por sedición.

Aunque aún se tienen que perfilar algunos de los detalles, la Fiscalía va a actuar penalmente contras Carles Puigdemont y el resto de su grupo, por todos los sucesos ocurridos desde hace varias semanas relacionados con la independencia en Cataluña. Por el momento se va a esperar a que finalice el Pleno en el Parlament convocado para esta tarde, para comprobar si la presidenta de la cámara, Carme Forcadell, establece una votación para declarar la Declaración Unilateral de Independencia (DUI). Si finalmente se lleva a cabo la votación para proclamar la independencia de Cataluña, saltando por encima de las prohibiciones del Tribunal Constitucional y las leyes españolas, la Fiscalía entenderá la decisión como un delito de rebelión o como sedición.

Según explican fuentes fiscales, el Ministerio Público actuaría contra los máximos responsables de los hechos, es decir el presidente y el vicepresidente, los doce consellers del Govern y la Mesa del Parlament que permitiría la votación. Desde el Ministerio Público se tiene marcada como fecha clave mañana sábado, una vez que se conozcan todas las decisiones que se tomen en el pleno de la jornada de hoy. En el caso de que la DUI no se apruebe, la Fiscalía entendería los hechos como un delito de sedición.

Como actuaría la Fiscalía si finalmente se vota la DUI en Cataluña

Ante la posibilidad de que ERC, la CUP y Junts pel Si mantengan el pulso, y declaren la independencia a la misma que vez que el Senado aprueba la aplicación del artículo 155 de la Constitución, el delito que se les podría aplicar sería el de rebelión con penas de hasta 30 años de prisión. Todo parece indicar que la querella sería presentada ante el Tribunal Constitucional, ya que tanto el delito de sedición como el de rebelión tiene consecuencias fuera de Cataluña, y por tanto correspondería a este alto tribunal.

Entre los detalles que aún esta perfilando la Fiscalía, como definir cual será el delito definitivo y hacia quien estaría dirigido, también se une decidir quienes mantendrán el aforamiento tras la aplicación del artículo 155 de la Constitución. Cuando el Gobierno destituya al Govern, solo se presentará una querella ante el alto tribunal contra quienes mantengan el aforamiento. Esto hace referencia a todos aquellos que a su vez son parlamentarios, ya que el Parlament no será disuelto. Los demás probablemente sean querellados ante la Audiencia Nacional.

Deja tu comentario