Se sube a la fachada de la catedral de Murcia y pide “un bocadillo” y 3.000 euros

Reclamaba un abogado, un bocadillo y la cantidad de 3.000 euros, que según él le habían estafado.

Un hombre de nacionalidad rumana se ha subido pasadas las 9.00 horas de este martes a la fachada de la Catedral de Murcia, amenazando con lanzarse al vacío si no le proporcionaban un abogado después de al parecer haber sido estafado. Según la información adelantada por el diario local La Verdad, este hombre solicitó también un bocadillo y la cantidad de 3.000 euros. Ante el riesgo de que pudiera cumplir la amenaza, se desplazaron hasta el lugar agentes de la Policía Local y del Cuerpo Nacional de Policía, un traductor solicitado por el propio inmigrante rumano y miembros de Protección Civil, los bomberos y una ambulancia del 061.

Tras llevar más de una hora encima del tejado de la catedral, el hombre arrojó unos documentos que llevaba encima en los que pedía la cantidad de 3.000 euros (cantidad que según él le habían estafado) y un bocadillo. Además amenazaba con tirarse desde lo alto si no se concedían sus peticiones. Pasadas las once de la mañana, un equipo de psicólogos y negociadores logró convencer al inmigrante para que bajase de la Catedral.

Se sube a la fachada de la catedral de Murcia y pide 'un bocadillo' y 3000 euros

La Policía Nacional tuvo que acordonar la zona y cerrar el acceso a la plaza del Cardenal Belluga, ya que desde el momento en el que el hombre se subió a la catedral se acumularon en el lugar decenas de personas.

Deja tu comentario