Una anciana de 93 años es esposada y detenida por no pagar la cuota de la residencia en la que vivía

Juanita Fitzgerald, una anciana de 93 años, ha sido detenida como si de una vulgar delincuente se tratase. Su única delito ha sido no pagar la cuota de la Residencia de ancianos en la que se encontraba viviendo. Fue desalojada, esposada, detenida, y obligada a ponerse un mono naranja de presa

La policía de Florida ha arrestado a una anciana de 93 años acusada de no pagar tres meses del alquiler de la residencia de ancianos en la que se alojaba, ‘National Church Residences‘. Juanita Fitzgerald vivía en la residencia desde el año 2011, y según han afirmado las autoridades policiales, la mujer dejó de pagar sus cuotas hace tres meses.

Karen Twinem, propietaria de la una de las estancias donde residía la mujer, ‘Franklin House, de ‘National Church Residences’, ha revelado que la mujer le aseguró que dejaba de pagar su alquiler porque pensaba que se iba a morir muy pronto. Pero la versión de Juanita dista micho de lo que asegura Karen. La anciana, en una entrevista a ‘ClickOrlando’ ha confesado que ella pagaba religiosamente sus mensualidades: “Yo siempre pagué, hasta que decidieron no me querían más en la residencia y no me aceptaban el dinero“.

La policía le notificó el desalojo el lunes, pero ella se negó a irse de su hogar, por lo que martes tuvo que ser desalojada a la fuerza por la policía. Las autoridades han asegurado que la anciana se negó a que contactaran con su hijo y a quedarse con una de las enfermeras que le ofreció alojamiento. Mientras intentaban desalojarla, la mujer se deslizó de la silla hasta el suelo y opuso resistencia. Finalmente lograron sacar a Juanita del centro hasta un furgón de la policía.

La esposaron, la obligaron a ponerse el mono naranja de presa, pero finalmente la dejaron libre, hasta el día 27 de diciembre, cuando debe comparecer otra vez ante el juez. Juanita quiso dejar claro que no necesita ayuda: “No quiero que me ayuden. No necesito ayuda. Tengo toda la ayuda que necesito“, aseguraba señalando al cielo.

Deja tu comentario