La Vía Láctea se oculta a un tercio de la humanidad por la contaminación luminosa

Casi un tercio de la humanidad no puede ver la Vía Láctea debido a la contaminación luminosa.

La Vía Láctea se oculta a un tercio de la humanidad por la contaminación luminosa

Por culpa de la contaminación luminosa un tercio de la humanidad no puede ver la Vía Láctea.

La Vía Láctea, maremágnum de estrellas presente desde el comienzo de los tiempos, es tan solo un recuerdo borroso para un tercio de la humanidad según un nuevo atlas mundial creado por los científicos sobre contaminación lumínica. Este tipo de contaminación, es una de las alternativas más generalizadas de perturbación medio ambiental. En países con un desarrollo más avanzado, la presencia omnipresente de las luces artificiales crea una bruma luminosa que inunda las estrellas y constelaciones del cielo nocturno.

Según las palabras del científico Chris Elvidge de la agencia científica NOAA (Administración Nacional Oceánica y Atmosférica) ubicada en Boulder (Colorado); “Existen generaciones enteras de personas que nunca han visto la Vía Láctea. Es una parte importante de la conexión humana con el Cosmos, y se ha perdido”.

Elvidge forma parte de un equipo que acaba de terminar la actualización de un atlas mundial sobre la contaminación lumínica y la han publicado en la revista Science Advances. Haciendo uso de los datos ofrecidos por el satélite de alta resolución y midiendo con precisión la luminosidad del cielo, el estudio produce la evaluación más precisa hasta el momento del impacto global de la contaminación lumínica.

La Vía Láctea se oculta a un tercio de la humanidad por la contaminación luminosa

Fabio Falchi del Instituto de Ciencia y Tecnología de la contaminación lumínica en Italia y autor de esta obra declaró lo siguiente; “Espero que este atlas finalmente abra los ojos de las personas ante la contaminación lumínica”.

Relacionado: La primera vida del Universo podría haber nacido en los planetas de carbón.

La contaminación lumínica está más extendida en naciones como Singapur, Italia y Corea del Sur, mientras que Canadá y Australia mantienen el cielo más oscuro. En Europa occidental, solamente zonas reducidas del cielo nocturno se mantienen relativamente sin disminución, principalmente en países como Escocia, Suecia y Noruega. A pesar de los enormes espacios abiertos del oeste norteamericano, casi el 50% de de los EE.UU. experimenta noches de contaminación lumínica.

La contaminación lumínica hace que los seres humanos pierdan la oportunidad de reflexionar sobre el cielo nocturno. La luz artificial puede confundir o exponer a la fauna silvestre, como insectos, aves y tortugas marinas, muchas veces con consecuencias letales.

Relacionado: Galaxias lanzan elementos pesados en los alrededores y el espacio profundo.

Soy un blogger especializado en nuevas tecnologías, me encanta el mundo de los Smartphones y las Tablets, y las nuevas tendencias y noticias sobre el mundo tecnológico en general, intento explicar con un lenguaje sencillo y paso por paso pequeños trucos con los cuales mejorar el rendimiento del Smartphone o de las tablets. Puedes contactar conmigo a través del correo bernard@cherencov.com.

Deja tu comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here