Científicos ajustan el ADN para aplicaciones electrónicas

Este nuevo estudio allana el camino para una nueva ola de avances en la investigación.

Científicos ajustan ADN para aplicaciones electrónicas

Un equipo de científicos del Instituto de Biodiseño ASU, ajustan ADN para aplicaciones electrónicas.

Científicos logran ajustar el ADN para poder emplearlo en aplicaciones electrónicas. El ADN puede ser la base de la vida, pero también es una molécula hecha desde unos sencillos bloques químicos. Entre sus propiedades destaca su capacidad para llevar a cabo una carga eléctrica, creando una de las zonas más calientes en una carrera de ingeniería para desarrollar nuevos dispositivos nanoelectrónicos, de bajo costo. Ahora, un equipo de investigadores del Instituto de Biodiseño ASU (Arizona) liderados por el profesor Nongjian (N.J.) Tao y por el teórico David Beratan, han logrado comprender y manipular el ADN para ajustar más el flujo de electricidad a través de él.

Entre principales conclusiones obtenidas, se muestra que pueden hacer que el ADN se comporte de distintas formas. Lisonjear electrones para que fluyan suavemente como electricidad a través de un alambre metálico o electrones saltando sobre los materiales semiconductores que dan energía a nuestros ordenadores y teléfonos móviles, hacen que el camino sea más sencillo para una nueva ola de avances en la investigación.

Científicos ajustan ADN para aplicaciones electrónicas

Relacionado: Investigadores observan como las células de la piel se desplazan por las heridas.

Estos resultados pueden proporcionar una nueva situación para la ingeniería en nanohilos de ADN más estable y eficiente, además de lograr entender cómo la conductividad del ADN podría utilizarse para identificar genes dañados. Basados en una serie de trabajos recientes, este grupo de investigadores ha sido capaz de comprender mejor las fuerzas físicas detrás de la afinidad de ADN para los electrones. En opinión de el profesor Nongjian (N.J.) Tao, director del Centro de Bioelectrónica y Biosensores del Instituto de Biodiseño ASU:

“Hemos sido capaces de demostrar teórica y experimentalmente que podemos ajustar el ADN cambiando la secuencia de las bases químicas “A, T, C o G” , modificando su extensión, por el apilamiento de diferentes formas y direcciones o bañándolo en diferentes ambientes acuosos”.

Esta investigación ha sido publicada en la edición online de Nature Chemistry.

Relacionado: Las células madre devuelven la vista a 12 niños ciegos.

Deja tu comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here