Mª Dolores de Cospedal es víctima de una broma en la que la hicieron creer que Puigdemont era un espía ruso

La agencia de noticias rusa Sputnik, ha difundido un audio en el que dos humoristas rusos le hacen creer a Mª Dolores de Cospedal, Ministra de Defensa, que Carles Puigedemont es un espía ruso apodado ‘Cipollino’

Mª Dolores de Cospedal ha sido víctima de una broma, difundida por la agencia de noticias rusa Sputnik este viernes, en el que dos humoristas rusos se hacían pasar por miembros del Ministerio de Defensa de Letonia para informarle a ella directamente, que Carles Puigdemont, no era quien decía ser, sino un espía ruso al servicio de Vladimir Putin, apodado ‘Cipollino’.

El humorista ruso Alexéi Stoliarov, se presenta ante Cospedal como el Ministro de Defensa de Letonia, y se ofre a compartir importante información clasificada de los servicios de inteligencia de su país, sobre la implicación de Rusia en el conflicto del procés de independencia catalán.

Alexéi le deja caer que Carles Puigdemont, trabaja ‘para la inteligencia rusa dede hace tiempo‘, y el apodo del ‘expresident’ es ‘Cipollino‘. Además le asegura que el 50% de los turistas rusos que visitan cada año la ciudad condal son el realidad ‘del servicio especial de Rusia‘. A lo que ella, incrédula responde: “¿El 50%?, esto es muy importante para nosotros. ¿Desde cuándo tienen esa información?”.

El video del audio con la conversación, también interviene el humorista Vladímir Kuznetsov, quien le ofrece ayuda la ayuda de Letonia, además de una posible participación de su Ejército, y la posibilidad de colaborar con los servicios secreto del país vecino, Ucrania, para trata de evitar en Cataluña, un escenario similar al que ocurrió en Donbás.

Quisiera que tomara en serio la propuesta. En cualquier caso estamos dispuestos darle apoyo con el desplazamiento de nuestro Ejército en el territorio de Barcelona en plazos muy cortos“. Le propone el humorista ruso a la Ministra de Defensa, quien le responde que agradece la información y se compromete hacérsela llegar al presidente del Gobierno, con el objetivo de un posible encuentro personal.

Esta broma ya se ha hecho viral, y a lo pocos minutos de ser publicada ya era trending tópico en Twitter. La respuesta de la misma ministra, Mª Dolores de Cospedal no se hizo espera y aseguró en un Tweet, que en ningún momento se creyó la broma ni devolvió las llamadas.

 

Deja tu comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here