Una mujer ciega debido a la neurofibromatosis que le da un aspecto de ‘cara derretida’, se niega a ser a operada

Wiang Boonmee
Wiang Boonmee

Wiang Boonmee, de 63 años, padece neurofibromatosis, una extraña enfermedad que hace crezcan tumores benignos en la piel o que la piel crezca más de lo normal pudiendo provocarle la ceguera

Wiang Boonmee, de 63 años y natural de Tailandia, padece una extraña enfermedad llamada neurofibromatosis, esta dolencia hace que la piel de determinada parte del cuerpo, crezca más delo normal, dándole un aspecto de, en el caso de Boonmee, ‘cara derretida‘.

La anciana, que padece esta enfermedad desde que era pequeña, vive en Bangkok, vendiendo abalorios en plena calle para poder comer. Un día, la joven de 22 años, Praew Wattana, se interesó por el estado de la mujer y después de hablar con Boonmee, decidió ponerse en contacto con especialistas médicos para que pudieran ayudarla, ya que la mujer, debido a los colgajos de piel en su rostro, se ha quedado ciega.

Según los expertos, la neurofibromatosis hace que te crezcan pequeños tumores benignos por el cuerpo, pero a veces crecen más de la cuenta o simplemente se muestran como simples descolgamientos de piel.

Sunura Ourairat, médico especialista de la Universidad de Rangsit, decidió acudir a visitar a la mujer para ofrecerle su ayuda y que pudiera ser operada en el hospital donde trabaja, pero Boonmee rechazó rotundamente el ofrecimiento por su temor a morir en la mesa de operaciones.

Boonmee ha mostrado su agradecimiento por toda la ayuda que le han brindado y el interés que su caso ha suscitado, pero según relata el ‘Diario Mirror‘, la mujer está acostumbrada a vivir con la enfermedad desde niña y siempre ha vivido sana y feliz junto a sus hijos y nietos.

Wiang Boonmee
Wiang Boonmee
Wiang Boonmee
Wiang Boonmee y Sunura Ourairat

Deja tu comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here