Asesina a su padre ingresado en la unidad de cuidados intensivos

Asesina a su padre ingresado en la unidad de cuidados intensivos

La detenida desconectó la máquina de respiración asistida a la que estaba conectada su padre, y le tapó las vías respiratorias con las manos para que no pudiera inspirar aire de forma natural.

El pasado viernes sobre las 20.00 horas, un paciente de nacionalidad alemana ingresado en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del Hospital Doctor Negrín, ubicado en Las Palmas de Gran Canaria, fallecía en su cama a manos de su propia hija. El asesinato se produjo durante el horario de visitas de los familiares, sin que el personal sanitario consiguiera evitar su defunción. El paciente estaba ingresado en la zona de dolencias respiratorias, tras ser intervenido quirúrgicamente con anterioridad. Mientras se encontraba en la zona indicada, la hija de la víctima de forma inesperada desconectó a su padre de la máquina que le permitía seguir respirando.

Algunas de las fuentes consultadas declararon que durante la visita la mujer le quitó premeditadamente la mascarilla que tenía en la cara, e inmediatamente después le tapó las vías respiratorias con las manos para evitar que pudiera inspirar aire de forma natural. Cuando se activaron los pitidos de alarma, que indican que el paciente se ha desconectado de la máquina de respiración asistida, el personal de enfermería se dirigió con rapidez al lugar y se encontró a la hija del paciente asfixiando a su padre.

Mataa su padre ingresado en la unidad de cuidados intensivos

Cuando el personal llegó hasta ella, esta reaccionó de forma violenta, dando puñetazos y patadas a los profesionales sanitarios. La mujer se situó en un lateral de la cama, justo delante de la máquina a la que estaba conectado su padre y que previamente había desconectado. Allí resistió durante unos segundos, sin hacer ningún caso a los sanitarios que le pedían que cesara en su actitud. Finalmente los sanitarios lograron apartarla y volvieron a conectar la máquina, aunque desgraciadamente ya fue demasiado tarde porque el paciente falleció segundos más tarde de una insuficiencia respiratoria.

La mujer fue detenida poco después en la zona de la UCI por el personal de seguridad, retenida hasta que llegó al hospital la Policía Nacional. Los agentes de policía se hicieron cargo de ella, para posteriormente pasar a disposición judicial acusada de un delito de asesinato. La mujer había viajado desde Alemania para visitar a su padre en el hospital, y se desconocen por ahora cuales fueron las motivaciones que tenía para acabar con la vida de su padre. El personal sanitario de la UCI del Hospital Doctor Negrín se encuentra muy afectado, ya que jamás sospecharon de la intenciones de la hija de la víctima.

Deja tu comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here