Científicos descubren cómo la mutación de un gen reduce la necesidad de dormir

Gen reduce la necesidad de dormir

Esta mutación genética permite funcionar normalmente con solo cuatro o seis horas de sueño, en vez de las ocho normales

El profesor de neurología Ying-Hui Fu, de la UC San Francisco, descubrió en el año 2009 una mutación en el gen DEC2 de una familia de personas que dormían poco. Los miembros de esta familia se acostaban a las 11 de la noche y se levantaban a las 5 de la mañana. En aquel momento el Dr. Ying-Hui Fu confirmaba lo siguiente:

“Estas no son personas que se han entrenado para levantarse temprano. Nacen de esta forma”.

Un nuevo estudio en ratones realizado por el laboratorio de Fu (publicado el 12 de marzo de 2018 en PNAS ) revela cómo la mutación del gen DEC2, observada en seres humanos que duermen poco, les puede permitir sobrevivir y prosperar con esas pocas horas de sueño.

Los investigadores diseñaron ratones para que estos tuvieran la misma mutación en el gen DEC2 que se observa en personas que duermen poco. Descubrieron que DEC2 ayuda a controlar los niveles de orexina, hormona involucrada en el mantenimiento de la vigilia. La narcolepsia, uno de los trastornos del sueño más frecuentes, es causada por muy poca cantidad de esta hormona. La mutación en DEC2 parece funcionar liberando parcialmente las interrupciones en la producción de orexina.

Gen reduce la necesidad de dormir

DEC2 ayuda a regular los ritmos circadianos, el reloj biológico natural que dicta cuándo se liberan las hormonas e influye en comportamientos tales como comer y dormir. DEC2 oscila en un horario circadiano; aumenta durante el día, pero cae por la noche. El nuevo estudio sugiere que DEC2 puede disminuir su nivel de alerta por la noche al unirse e inhibir MyoD1, un gen que activa la producción de orexina. Antes del amanecer, DEC2 se desvanece, permitiendo que MyoD1 estimule la producción de orexina para despertarte y mantenerte alerta durante todo el día.

Fu afirma que la mutación observada en las personas que duermen poco debilita la capacidad del gen DEC2 para poner las pausas en MyoD1, lo que lleva a una mayor producción de orexina y hace que los que duermen poco permanezcan despiertos durante más tiempo.

“El papel del gen DEC2 es probable que se asegure de que la orexina se exprese en la cantidad correcta en el momento correcto del día. Es el cuidador del tiempo que se asegura de que los niveles de orexina coincidan con el ritmo circadiano”.

La mutación DEC2 es muy rara, pero existen otras mutaciones genéticas que actúan sobre diferentes vías para causar un sueño corto natural. Fu estudia estos genes con el objetivo de comprender mejor el sueño y su impacto en nuestra salud.

Deja tu comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here