juego de tronos

En una entrevista a ‘The Great American Read’, George R.R Martin reveló el impacto que tuvo sobre el los libros de ‘El Señor de los Anillos’

No es un secreto que George R.R Martín, autor de los libros en los que se ha basado la serie ‘Juego de Tronos‘, es un admirador de Tolkien y de sus libros, pero ahora sabemos hasta qué punto afectó la lectura de las novelas del escritor británico, sobre las obras del escritor norteamericano.

Martin concedía una entrevista al programa ‘The Great American Read’, en el que habló de sus influencias y de su trabajo. En concreto habló del impacto que tuvo sobre el la lectura del El Señor de los Anillos a su tierna edad de 13 años.

“¡Y entonces Gandalf muere!. No puedo explicar lo mucho que eso me impactó a los 13 años. No puedes matar a Gandalf. Conan no muere en los libros ¿sabes?. Tolkien rompió esa regla y la admiraré por ello. En cuanto muerte Gandalf, el suspense se multiplica porque a partir de ahí, cualquier personaje podría morir. Eso, por supuesto, influyó en mi afición por matar personajes por sorpresa”

Pero Martin no se acuerda de una entrevista que ya haba concedía en 2011 al medio PRI, en la que criticaba duramente la obra de Tolkien. No concebía cómo, tras haber matado a Gandaf al enfrentarse el temible demonio Blarog, volviera convertido en Gandalf el Blanco.

“Por mucho que admire a Tolkien, siempre he creído que Gandalf tenía que haber permanecido muerto. Cuando se enfrenta a Balrog en Khazad-dûm, en la ‘Comunidad del Anillo’, cae al abismo, gritando: ‘Corred, Insensatos (‘Fly, you fools’. Me atrapó, luego reaparece como Gandalf el Blanco. Nunca me gustó tanto como Gandalf el Grism, y nunca me gustó que regresara. Creo que hubiera sido una historia más fuerte si Tolkien lo hubiera dejado muerto'”

Habría que recordarle al señor Marin que él resucitó a Jon Nieve en ‘Juego de Tronos’, cosa que disgustó a muchos. ¿Mattin, has cometido el mismo error que Tolkien?..

 

via GIPHY

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.